Los cultivos de heces se solicitan cuando ha tenido diarrea durante varios días y cuando se observa sangre y/o moco en las heces. 

Especialmente si usted ha ingerido alimentos o bebidas que su médico pueda sospechar que estuvieran contaminadas con bacterias patógenas, tales como alimentos poco cocidos, huevos crudos o la misma comida que ha enfermado a otras personas.

La muestra de heces debe ser recogida en un contenedor estéril. No debe contaminarse con agua u orina. Una vez recogida la muestra se ha de enviar al laboratorio lo más pronto posible. El frasco debe etiquetarse con el nombre del paciente, la fecha y hora de la recogida de las heces. Con los pañales de los niños se ha de tener un cuidado especial para evitar la contaminación con orina y evitar que la muestra toque el interior de los pañales, ya que algunos de éstos contienen agentes bacteriostáticos que inhiben el crecimiento de la muestra y alteran los resultados.